El fin del soliloquio

¿Qué buscaba demeritar Bellinghausen al señalar que Paz y Montemayor, con éxito variable, cultivaban o hasta enaltecían el soliloquio? Me pregunto qué ingrediente predominaba en las objeciones del crítico: ¿una reserva ética, una diferencia política, una discrepancia estética? No hace falta hurgar mucho en antologías o bibliotecas para observar que la sección más notoria y celebrada de la poesía mexicana del siglo XX se construyó sobre la base del soliloquio.

Leer más

Maneras de estar juntos: cinco lecciones del premio Aguascalientes

Como dice Derrida en su hermoso Mal de archivo, el olvido es uno de los nombres del recuerdo. Cuando olvidamos, le confiamos algo a otra forma de memoria. Más laberíntica en su dibujo, pero también precisa. Nos devuelve misteriosamente lo olvidado en el momento justo en que, sin saberlo, lo necesitamos. Nos lo devuelve además como si fuera nuevo y al mismo tiempo eterno.

Leer más

Pacheco y López Velarde: la lucha por recobrar lo perdido

“Has caído en manos de la policía judicial literaria”, le dice José Emilio Pacheco al fantasma de López Velarde, a la lumbre de la vida y obra cuyas ascuas debe aprovechar el crítico. “Mira, te presento al comandante Marx, al capitán Freud, al inspector Lukács, al teniente Lacan, al sargento Foucault”, continua la interpelación de JEP, en lo que hoy podríamos reconstruir como uno más de esos inolvidables pasajes de periodismo literario: un “Diálogo de los muertos”, en donde José Emilio y López Velarde pasearan juntos por la colonia Roma del 2018, observando las ruinas del pasado y el esplendor del presente —como la Casa del Poeta—, las reminiscencias de esa otra provincia del poeta jerezano.

Leer más