In memoriam Gloria Gervitz (1943-2022) [Segunda parte]

Trabajo de paciencia y de espera: ¿qué sigue?, ¿cómo seguir? Es el poema el que sabe, el poema el que dicta. Lo único que supo Gervitz, después de muchos años de escritura, es que Migraciones tenía un inicio y un final, es decir, que no se alargaba el poema, se ensanchaba: «El poema ha seguido creciendo del medio, casi podría decirse que ha crecido de la panza, como si se embarazara, y ahí es donde hay posibilidad de dar a luz»…

Leer más

El horror merece nombre propio

Mi par de ojos no miran hacia afuera./
Miran hacia dentro. /
Y por eso me río. /
La carcajada es un hecho siniestro./
Y la curvatura de la espalda es un gesto erótico/
no geométrico. 

Leer más

In memoriam Gloria Gervitz (1943-2022)

Podría delinearse la figura de Gloria Gervitz con dos frases: fidelidad a la vida y fidelidad a la poesía. Su trabajo ha sido estar atenta, escuchar esa voz que surge, esperarla y seguirla: “y la voz decía/ deja que entre en ti”.

Leer más

Cuando mataste a los gorriones

Celebro la llegada de mi alma al cuerpo,/
llevo pasto al cordero de agua,/
cera unida con astillas a las cestas,/
eslabón esquivo del frío/
de un calor./
Esta relación trinitaria/
mastica junta amargos dátiles,/
amargos dátiles nacidos en la honda arenisca de la duna.

Leer más

El dinero solo sirve para nombrarme

Concretamente/
me siento atrapada/
entre espejos./
Entro a internet/
como entrar a un campo/
de amapolas,/
algunas zonas vigiladas/
por esclavos,/
me siento más/
como un tallo/
que resiste.

Leer más

Un gesto que nunca sé decir y que no digo

Porque dices que no/
a lo que encuentras;/
porque saber te colma/
de aciaga luz el buche;/
porque dudar/
te mortifica tanto/
como entender y estar de acuerdo;/
porque un día te esfumas/
como la gata parda/
de la fábula…

Leer más

esa tarde comenzaba la historia sin fin

tu madre nos llevó a ver rápidos y furiosos/ y en las escenas de sexo/ nos tapó los ojos de espanto/ luego le volvió el cáncer / y con ese mismo listón del conejo/ y tus enormes dientes frontales/ te llevó consigo al país de tu padre/ mucho tiempo después/ un enemigo nuestro me contó que tu madre había muerto / que tú te quedaste a vivir con tu padre/ y ya no volverías

Leer más

El reino de lo mudo

Ingrid Valencia es poeta melómana y versora gráfica. Ha participado en festivales de poesía en México, Canadá, España y Colombia. En 2016, obtuvo el Premio Internacional de Poesía Pilar Fernández Labrador de Salamanca, España, por su libro Oscúrame.

Leer más

Pabellón Alesi o el fade out de nuestra propia sombra

Este Pabellón Alesi, por muchas razones, es verdaderamente impresionante: se centra en la figura del italiano Eros Alesi, poeta atormentado que abandonó muy joven su terrible situación familiar, deambuló por África y Oriente, acudió a las drogas y se suicidó en 1971, a los diecinueve años de edad. Con él, Matías acude a otros personajes como si se tratara de visitar un pabellón de almas torturadas, el lugar de los poetas “malditos”.

Leer más