Inéditos de Maricela Guerrero
Francisco Layna Ranz | Inéditos
La gracia es dada a unos pocos y sé que la escritura ya no me acompaña. / / ¿Alguien más se reconoce en esa categoría? / / Los que se ganan la vida observando comen a escondidas porque tienen miedo. / Temen que sonido y significado sean equívocos. / / A mí me entristece el error que cometo cuando lo intento…
Traducción de Lucia Duero
la alegría es una isla / en el mar del tiempo pasado / sin acceso a través de / las olas los acantilados / soy un pedazo / del cabello cortado de mi hijo / insertado en un libro / como los restos de los santos / la vida se ha reducido a lo más necesario / la noche atractiva / el puente distante / un lugar sin testigos…
Traducción del autor
Siempre es el día siguiente para alguien. / Post coitum, post celebration blues, post data. / Hay hoy un alba que ayer no hubo. / Un amanecer que no recibe invitados. / Ahora toca cerrar el inventario tras la fiesta. / Botellas vacías, hielo derretido que no es agua. / El gorjeo de los pájaros sustituye hervores y condimentos / —golondrinas quizá, o algún canto mínimo de algún pájaro insignificante, / bastan para subrayar el volumen de tu soledad—…
Rosa Berbel | Inéditos

Ayer estuve trasplantando tus flores. / Ayudaba a mamá, sostenía la maceta / para hacerlo más fácil, / mientras la tierra nueva /
creaba formas en las baldosas. / La planta había crecido y crecido / como en una leyenda muy antigua / y nos era difícil guardarla en cualquier parte. / Cuanto más lo intentábamos, / cuanto más impacientes o nerviosas / intentábamos darle algún espacio…

Olivia Milberg | Inéditos
Puede parecer un gesto demasiado obediente / tomar la medicación a pesar de las circunstancias: / cuarenta gotas diluidas en dos dedos de agua / sin importar que llueva, que te hayas visto / las manos / congeladas en la luz de un relámpago. / Y lo es. Pero no desprecies el gesto ni el remedio / es tu forma de profesar alguna fe. / Contá las gotas que caigan / en un susurro que suene a rezo…
Brenda Ríos | Reseña

Diversos temas atraviesan este libro hecho a medida del juego, del truco, de la técnica, pero me detengo en lo que salta al ojo: la vida cotidiana con su peso exacto; la rutina, el cansancio, la vida que se va, la vida que se extraña; y lo que siempre saltará y es inevitable: lo que se piensa y se siente del cuerpo, lo que no se presume del cuerpo del otro.

Digamos que existen dos tipos de mentes poéticas: una apta para inventar fábulas y otra dispuesta a creerlas.

—Galileo Galilei